Centro de Medios Independientes de Venezuela

No Odie a los Medios! Metete en el Medio!

Portada del sitio > Articulos > Comunicados > Llamado a apoyar al movimiento obrero independiente de Venezuela

Llamado a apoyar al movimiento obrero independiente de Venezuela

Viernes 1ro de noviembre de 2019

Nosotros, los activistas sindicales y socialistas abajo firmantes, expresamos nuestro apoyo a un movimiento obrero genuinamente libre e independiente en Venezuela y nuestra preocupación por la persecución de activistas sindicales independientes por parte del gobierno de Maduro.
Al hacerlo, no tenemos nada en común con el imperialismo norteamericano ni con su representante, Guaidó, quienes también se oponen a los derechos e intereses de los trabajadores. El gobierno de los Estados Unidos ha aplicado este año sanciones petroleras que empeoran las ya terribles dificultades económicas que tiene que soportar la clase obrera.

En particular, quisiéramos llamar la atención sobre la persecución de trabajadores como Rodney Álvarez y José Bodas y otros que se oponen al imperialismo estadounidense pero que también están siendo reprimidos por el régimen de Maduro. Rodney Álvarez, un trabajador de Ferrominera del Orinoco, ha sido acusado injustamente de asesinar a un compañero de trabajo. En una asamblea del sindicato de Ferrominera el 11 de junio de 2011, un trabajador, Renny Rojas, fue asesinado a tiros. Las cámaras de seguridad grabaron a Héctor Maicán, líder del partido político del gobierno, el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), disparando contra la multitud. Maicán fue detenido cuando trató de huir de la escena. La presión del gobernador Francisco Rangel Gómez llevó a la liberación de Maicán y al posterior arresto de Rodney Álvarez. Hasta la fecha, Álvarez ha permanecido en prisión sin que su caso haya sido escuchado, a pesar de que el encarcelamiento sin audiencia es una violación de la ley en Venezuela. Álvarez se niega ahora a cooperar con las autoridades penitenciarias. También ha habido dos intentos de asesinar a Álvarez en prisión. Uno de estos intentos lo dejó con una mano lisiada. Después de ocho años detenido sin juicio, se ha declarado desobediente y ha exigido la solidaridad de la clase obrera en Venezuela y en el mundo.

José Bodas ha trabajado en la Refinería Puerto La Cruz durante 31 años. Durante el intento de sabotaje de la industria por parte de la patronal y del imperialismo yanqui en 2002, Bodas desempeñó un papel clave en el funcionamiento de la planta. Fue elegido secretario general de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela (FUTPV). En ese papel, Bodas ha hecho campaña a favor de un sindicato que sea independiente del gobierno y del partido gobernante y a favor de un sindicato que luche por sus miembros. Esto es importante en Venezuela, considerando que los trabajadores petroleros venezolanos son los trabajadores petroleros peor pagados del mundo. Recientemente, Bodas ha sido amenazado con ser despedido. Ha sido detenido por el gobierno varias veces en los últimos años. Ahora, documentos filtrados revelan que el empleador, PDVSA, está considerando tratar de remover a Bodas dándole un retiro anticipado. Esto le impediría postularse para la reelección en el sindicato, y sigue siendo un ejemplo de la represión estatal contra los sindicalistas combativos. Bodas se opone firmemente no sólo a la represión y los ataques de Maduro contra la clase obrera, sino también a Guaidó y al imperialismo yanqui.

Hay muchos otros sindicalistas reprimidos. Entre ellos se encuentra Elio Palacios, líder sindical de la empresa estatal de electricidad, quien fue encarcelado al día siguiente de publicar una declaración crítica a las políticas y prácticas energéticas del gobierno. También está el caso de Rubén González, Secretario General de Sintraferrominera, quien se encuentra en prisión desde noviembre de 2018 tras encabezar una huelga. Estos casos son simplemente los ejemplos más visibles de la represión de los plenos derechos sindicales y de la clase obrera venezolana.

Todos estos ataques, así como el decreto 2792 que limita el derecho a la negociación colectiva, sirven para frenar cualquier movilización contra el salario mínimo de inanición, que actualmente es de siete dólares al mes. Los campesinos que luchan por la tierra también son reprimidos. Tomamos nota del caso de diez campesinos en el estado de Barinas que fueron inculpados y encarcelados el año pasado. Los diez incluían a Winston Olivera, un líder campesino que se organizó por los derechos a la tierra de los campesinos y fue falsamente acusado de ser un guerrillero. Finalmente fueron liberados el 5 de abril de 2018, pero no antes de una campaña pública para defenderlos.

Hacer que la clase trabajadora pague

Esta represión coincide con la política del gobierno de Maduro de hacer que la clase obrera y los pobres asuman el costo del pago de la deuda externa. Esta pesada carga afecta especialmente a las trabajadoras, que a menudo tienen la doble carga de luchar para ganarse la vida y sostener a la familia, con una doble jornada laboral como asalariadas y en casa. Las numerosas madres solteras son las más afectadas por los miserables salarios y las terribles condiciones laborales impuestas por el régimen en el contexto de la hiperinflación. El aborto también está completamente prohibido. El alto precio de los anticonceptivos hace que sea inalcanzable para la mayoría de las mujeres. Los severos recortes en el presupuesto de salud pública y el deterioro general de las condiciones sanitarias han dado lugar a las tasas más altas de mortalidad infantil y materna desde la década de 1950.

FAES

La represión estatal general de la clase obrera en Venezuela se lleva a cabo especialmente a través de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES). Tanto Amnistía Internacional como el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos han condenado el papel de las FAES. La comisión de la ONU estuvo encabezada por Michelle Bachelet, quien sufrió directamente el encarcelamiento y la tortura a manos de la dictadura de Pinochet en Chile. Según informes fidedignos, las FAES y otras fuerzas represivas del gobierno han llevado a cabo numerosas ejecuciones extrajudiciales.

Guaidó

Estos ataques a los trabajadores y campesinos han causado confusión en la sociedad venezolana, incluyendo el encubrimiento del verdadero papel antiobrero de Guaidó, Guaidó y su patrocinador -el imperialismo yanqui- defienden una mayor represión y han hecho todo lo posible por llegar a un pacto con los comandantes militares de Maduro, a quienes planean perdonar por sus crímenes si se pasan al lado de Estados Unidos.

No creemos que las políticas del gobierno de Maduro tengan nada que ver con el socialismo verdadero y hacemos un llamado a los socialistas y luchadores de la clase obrera de todo el mundo para que apoyen la lucha de los trabajadores venezolanos por sus derechos e intereses. Cualquier tendencia de los socialistas a confundir la oposición al imperialismo norteamericano y a Guaido con el apoyo al gobierno antiobrero de Maduro no ayuda ni a la clase obrera venezolana ni a la causa del socialismo. Hacemos un llamado a los activistas sindicales y socialistas del mundo que se oponen tanto al régimen venezolano como al imperialismo norteamericano, para que encuentren formas de expresar su solidaridad con las luchas laborales, de mujeres y campesinas antes mencionadas. Pueden escribir artículos, cartas de solidaridad, peticiones, organizar viajes de investigación, colaborar con activistas de la oposición de izquierda y ayudar a difundir sus declaraciones y críticas tanto a Maduro como a la intervención extranjera, apelar al movimiento contra la guerra para que se oponga a las sanciones y amenazas militares a Venezuela sin apoyar al régimen militar.

En solidaridad,
John Reimann editor, oaklandsocialist.com; Luke Pickrell, socialista independiente, Los Angeles; Timothy Close, socialista independiente, Columbus; Art Francisco, miembro del Sindicato de Carpinteros Local 30, editor «Control Line»; Roger Silverman, editor onthebrink.info, Londres, Reino Unido; Richard Brenner, Londres, Reino Unido; Marcus Halaby, Londres, Reino Unido; Sarah Morken, trabajadora de la salud, Frederickson; Jason Pike, socialista, Polonia; Fazlur Rahmat, miembro del Socialismo Populista Independiente, Indonesia; Rick Sklader, socialista independiente, Minneapolis; Ben Smith, socialista independiente, Los Ángeles, California; Michael Pröbsting, secretario internacional de Tendencia Internacional Comunista Revolucionaria (TIPR); Almedina Gunić, secretaria internacional de la mujer, RCIT; Alejandro Quryat, socialista venezolano, Nueva York; Elizabeth Cook, Activista de la Comunidad por la Justicia Social, Nueva Orleans; Harold Smith, socialista independiente, Columbia Británica, Canadá; Jon Bekken, Comité de Solidaridad Laboral de Filadelfia, EE.UU.; Olivier Delbeke, militante sindical CGT 94, miembro de la junta editorial de la APLS, Francia; Earl Silbar, administrador jefe jubilado de la AFSCME 3506, miembro de la junta editorial de la APLS, Francia.

Organizaciones adherentes:

Socialismo Kerakyatan/socialismo populista independiente, Indonesia
Comité de Solidaridad Laboral de Filadelfia
Socialist Core, UIT-CI
Left Voice

Publicado originalmente en inglés en: https://oaklandsocialist.com/2019/10/29/for-independent-workers-movement-in-venezuela/

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Enlace hipertexto

(Si su mensaje se refiere a un artículo publicado en Internet, o a una página que contiene más informaciones, indique a continuación el título de la página y su dirección URL)

Añadir un documento