RSS articulos
Deutsch  | 
English  | 
Español  | 
Euskara  | 
Français  | 
La sátira electoral venezolana publicado el 16/05/18 - Local
Votar o no Votar publicado el 12/05/18 - Local
A pesar del duelo seguimos pa´lante publicado el 08/05/18 - Local
Descifrando un país ( intento) publicado el 04/05/18 - Local
Origen de la crisis venezolana publicado el 04/05/18 - Local
Antes que sea demasiado tarde publicado el 04/05/18 - Local
Rescatemos la Dignidad del Pueblo de Venezuela publicado el 04/05/18 - Local
VENEZUELA Y EL EMPOBRECIMIENTO DE LA ESPERANZA publicado el 26/04/18 - Local
LIBERTAD DE EXPRESIÓN publicado el 03/04/18 - Local
EN VENEZUELA HAY UN SILENCIO QUE CONSPIRA ... publicado el 26/03/18 - Local
¡No odie a los medios! ¡Metete en el medio! publicado el 25/03/18 - Local
ES PARA USTEDES, LOS DEL I.V.S.S. publicado el 12/03/18 - Local
SOBRE LOS APAGONES EN EL Zulia -TODA LA VERDAD publicado el 11/03/18 - Local
VENEZUELA SIGLO XXI ¿Revolución o involución? publicado el 10/03/18 - Local
Venezuela unida NO se rinde publicado el 08/03/18 - Local
8 de Marzo ¡NO HAY NADA QUE CELEBRAR! publicado el 07/03/18 - Local
Brutal represión a marcha obrera en Valencia publicado el 21/02/18 - Local
GUSTAVO: PERSEVERANCIA REVOLUCIONARIA publicado el 21/02/18 - Local
POBREZA Y RELACIONES DE PODER publicado el 21/02/18 - Local
EL MODELO DEPREDADOR DEL EUROCENTRISMO publicado el 03/02/18 - Local
DESPUES DEL JUNQUITO ¿Qué HACER? publicado el 17/01/18 - Local
Plata por barriga? publicado el 16/01/18 - Local
Mamá, tengo hambre* publicado el 16/01/18 - Local
Erase una vez una Empresa llamada PDVSA...¡ publicado el 15/01/18 - Local

1 | 2

Argentina: ¡¡¡No a la autovía de Montaña!!! publicado el 20/05/18 - No Local
A PESAR DE TRUMP, PALESTINA SOBREVIVE. publicado el 15/05/18 - No Local
LOS GRINGOS NO TIENEN AMIGOS publicado el 10/05/18 - No Local
Porqué estamos en crisis publicado el 04/05/18 - No Local
¡Que ardan todas las patrias! publicado el 06/04/18 - No Local
Califato & barbarie… ¿La lucha final? publicado el 05/04/18 - No Local
¿Cómo podemos "salvar" la revolución tunecina? publicado el 04/02/18 - No Local
Cuba: La sucesión de Raúl Castro publicado el 09/01/18 - No Local
Ernest Hemingway publicado el 25/11/17 - No Local
Comunicado de la Familia de Santiago Maldonado. 21/10 publicado el 22/10/17 - No Local
Estrés y Capitalismo publicado el 30/09/17 - No Local
Referéndum en Cataluña publicado el 20/09/17 - No Local
Fondo Internacional de Defensa Anarquista publicado el 03/09/17 - No Local
Nota de apoyo al pueblo y a los anarquistas venezolanos. publicado el 18/05/17 - No Local - 2 comentarios
El proyecto político del movimiento libertario publicado el 01/05/17 - No Local
Las maravillas del socialismo de Estado publicado el 19/04/17 - No Local
Jornada internacional de lucha contra los zoológicos publicado el 13/04/17 - No Local - 1 commentario
Tomás Ibáñez, y los anarquismos a contratiempo publicado el 12/04/17 - No Local
Ataque de EE.UU. incrementa el drama de Siria publicado el 11/04/17 - No Local
Nuestra guerra olvidada de cada día. publicado el 06/03/17 - No Local
La extrema derecha y el mundo de hoy publicado el 21/01/17 - No Local
Estados Hundidos de America publicado el 21/01/17 - No Local

1 | 2

ABRA: un nuevo empeño autoemancipatorio en Cuba publicado el 10/05/18 - En la web
Migración, identidad y resistencia publicado el 10/05/18 - En la web
La militarización policial es global publicado el 07/05/18 - En la web
Ultimas Palabras de Nuestros Martires de Chicago! publicado el 02/05/18 - En la web
¿Por qué es tan baja la velocidad de internet en Venezuela? publicado el 26/04/18 - En la web - 1 commentario
[RESEÑA] FERIA FANZINERA DE CARACAS publicado el 18/04/18 - En la web
Manual de Lenguaje integrador NO sexista publicado el 03/04/18 - En la web
Aujourd’hui, le Venezuela publicado el 02/04/18 - En la web
Una propuesta que combate la Guerra Económica publicado el 07/03/18 - En la web
LOS ÚLTIMOS OU´TI (I) publicado el 21/02/18 - En la web
La estampida publicado el 06/02/18 - En la web
POLICIA QUE ASESINO ADOLESCENTE GOZARÍA DE BENEFICIOS publicado el 18/01/18 - En la web
De la Masacre de Cantaura a la Masacre del Junquito…¿Alguna diferencia..? publicado el 16/01/18 - En la web - 2 comentarios
Cornelius Castoriadis: “Autogestión y Jerarquía” publicado el 09/01/18 - En la web
Los Trabajos de Hércules publicado el 16/10/17 - En la web
Comunicado de la Familia de Santiago Maldonado 19/09 publicado el 21/09/17 - En la web
Adios a nuestro compa REY publicado el 30/08/17 - En la web
Dios no existe, dilo de una vez publicado el 30/07/17 - En la web
Los fascistas de PROVEA publicado el 20/07/17 - En la web
Las Bases de Lucha Molestas publicado el 19/07/17 - En la web

1 | 2 | 3

Los fascistas de PROVEA
publicado el 20/07/17 par Armando Chaguaceda Palabras-claves  Venezuela  Anarquismo  Derechos Humanos  Reflexión / Análisis  Cuba 

En el verano de 2011, a propósito de una estancia académica realizada en Venezuela, un oficial de la contrainteligencia cubana cuestionó mis vínculos con la ONG de Derechos Humanos PROVEA. La minuciosa información sobre mi visita a tierras venezolanas, contrastaban con la deformada y simplista caracterización del trabajo y perspectiva política de quienes integran dicha organización. “Son agentes de la CIA”, me comentó el agente, ante lo cual me limité a recordarle el papel de estos activistas en la defensa de la integridad física y legal de los funcionarios chavistas perseguidos durante el golpe de abril de 2002.

Retomo esta anécdota porque las ofensas, acusaciones y rumores difundidos por personeros del estado venezolano, encabezados por el Ministro de Comunicación, Ernesto Villegas, parecen seguir ese mismo libreto, poniendo en la mira a PROVEA y, con ellos, al trabajo de todas las organizaciones venezolanas de defensa de Derechos Humanos. A PROVEA se le acusa de ser “retaguardia del fascismo” y formar parte de una “derecha golpista y desestabilizadora”. La causa principal e inmediata de todo esto parece ser el estudio, realizado por la organización, sobre los Centros de Diagnóstico Integral (CDI) supuestamente quemados por fuerzas opositoras en las jornadas siguientes al 14 de abril, día de las elecciones. En su informe, PROVEA –tras investigar in situ, recabar testimonios y revisar lo informado por la prensa- corrobora las contradicciones, inexactitudes y falsedades de tal acusación y deplora que los medios públicos la difundiesen sin mayores pruebas, avivando el fuego de la polarización postelectoral. Días atrás –y hasta al presente- había condenado toda la violencia, con independencia de su procedencia política, llamando al ejercicio pacífico de los derechos ciudadanos y a su respeto por el estado.

Tras publicar tal resultado, se estableció una comunicación entre el ministro Villegas y el coordinador de PROVEA, Marino Alvarado, que pareció abrir un promisorio canal de diálogo respetuoso, tan necesario (y escaso) en la coyuntura actual. Sin embargo, no pasaron muchas horas para que dicho funcionario, en su cuenta de twitter y en canales del estado, lanzara una serie de descalificaciones y acusaciones contra el trabajo de la ONG y sus supuestas filiaciones políticas. Dejando prueba, una vez más, de la intolerancia de un estilo de gobernar que confunde el ejercicio y la defensa de derechos con la conspiración, y la autonomía de las organizaciones sociales con la disciplina y sujeción a los dictados del grupo dominante.

Ningún estado, sea cual sea su carácter ideológico, es complaciente con el tema Derechos Humanos. En los regímenes neoliberales los defensores son acosados, reprimidos y sus sugerencias minimizadas, desoídas y retórica (o selectivamente) asimiladas por diversas instancias del estado, como revelan las persistentes críticas a las torturas a prisioneros y la discriminación a las minorías étnicas en EEUU, las desapariciones de campesinos en Colombia y la situación de los periodistas en México. Los gobiernos progresistas han preferido privilegiar los derechos sociales a la vez que limitar el ejercicio del activismo ciudadano en la defensa y promoción de los Derechos Humanos. En regímenes abiertamente autoritarios, el uso de la violencia física no desparece, pero suele pasar a un segundo lugar como complemento a una estrategia principal: la exclusión del tema, la ilegalización de sus proponentes y la anulación del derecho a la organización autónoma, desplegados desde las instituciones de un estado todopoderoso.

No importa que PROVEA mantenga un historial de más de 25 años de defensa de los excluidos, que sus integrantes hayan alzado la voz frente la represión del Caracazo o que sus recomendaciones en materia de Derechos Humanos formen parte del progresista articulado de la Constitución vigente. Tampoco que haya ponderado, desde 1998, la labor de inclusión social desplegada por el chavismo y que sus críticas a las violaciones de derechos cometidas por funcionarios gubernamentales se hayan visto corroboradas con el tiempo o, incluso, hayan sido aceptadas por el oficialismo, como sucedió cuando el desastre de Vargas. Ni siquiera que los fundadores de esta ONG- que han acompañado el trabajo de la organización a lo largo de estos años- sean exiliados[i] de dictaduras fascistas del Cono Sur -apoyadas por EEUU-, antiguos guerrilleros y militantes del cristianismo popular.[ii]

Tampoco es relevante, para los cancerberos del madurismo, que la visión de PROVEA rescate un enfoque integral de los Derechos Humanos, que les lleva a ponderar los Derechos económicos, sociales y culturales sin privilegiar – como hacen algunas ONGs de matriz liberal- los civiles y políticos. Ni parece tener valor alguno la vinculación de varios de sus activistas con sendas campañas por la desmilitarización de la región latinoamericana, una agenda seguramente muy cercana a las filosofías de Hitler y Mussolini.

Todo ello es invisible para quienes, en procura de la máxima hegemonía política y olvidando la pluralidad inicial del movimiento progresista que les llevó al triunfo de 1998, descalifican ahora la labor de los defensores de Derechos Humanos. Porque su ideal es un estado dirigente, que sea juez, defensor y fiscal, con ciudadanos carentes de cualquier forma de (auto)defensa colectiva, frente a los abusos de los funcionarios y de los entes privados. Por eso, a semejantes funcionarios -y a sus secuaces- les produce escozor un sindicalista bolivariano –pero autónomo- como Rubén Gonzales, un activista juvenil como Mijail Martínez o un líder indígena como Sabino Romero; al primero lo condenan a sufrir una injusticia infinita, a los últimos les envían la muerte. No por gusto la actual ofensiva contra la imperfecta (pero necesaria) Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) coaliga los esfuerzos de varios gobiernos latinoamericanos –con disimiles posturas ideológicas- , con especial protagonismo de los aliados del ALBA.

Lo que especialmente llama la atención e irrita es que personas supuestamente forjadas (por su edad y militancias) en otro legado de izquierdas (movimientista, democrático, participativo) reproduzcan ahora, con su toda su carga de mentira y represión, el discurso y modus operandi del viejo estalinismo. A gente como Nicolás Maduro, formado en las escuelas políticas cubanas y en una vieja militancia sindical socialista, se le pueden comprender sus filias y fobias frente al tema. Pero aquellos que invocaron a los Derechos Humanos cuando estaban en posiciones de minoría y de acoso frente al régimen puntofijista, quienes entonces apelaron a estas mismas organizaciones que hoy criminalizan y se presentaron como demócratas populares revelan hoy una desmemoria, doblez y cinismo impresionantes. Y ello es válido para buena parte de los funcionarios, opinadores y esbirros digitales del oficialismo venezolano.

Para los amigos que, en otros contextos, acompañan la labor de PROVEA, creo necesario hacer una última precisión. La historia del siglo XX, matriz de los peores regímenes de opresión creados por la (in)civilización humana y de la lucha misma por los Derechos Humanos, ha demostrado que existen diferentes tipos de dominación y gobernabilidad –totalitarios y democráticos, progresistas o neoliberales- , gestionadas de diversa manera por el estado y el capital. Y que ninguna de estas dominaciones es preferible a las otras, pues en todas hay víctimas concretas de procesos represivos concretos, que tienen el derecho a ser escuchadas, acompañadas y defendidas. Vale lo mismo para quienes, desde las organizaciones de DDHH, apoyan esa lucha y reclamo en Acteal o Tiannamen, en las celdas de la Base de Guantánamo o las calles de Barquisimeto. Por eso hay que abandonar las autocensuras militantes (“no hacer el juego al imperialismo”) y las solidaridades selectivas (“contra Uribe sí, pero con el hermano gobierno bolivariano no…”) de las que somos frecuentemente presas; por dogmas ideológicos o por asuntos que, tal vez, debiéramos resolver con una visita al psicoanalista. Y hay que hacerlo antes que sea demasiado tarde.
[i] http://amnistia.me/profiles/blogs/raul-cubas-sobrevivi-para-condenar-el-horror

[ii] Filiación que, entre otras cosas, les ha valido una especial precaución ante fondos provenientes del gobierno estadounidense.http://www.derechos.org.ve/provea/quienes-hacen-posible-nuestra-mision/


publicado el 20 de julio de 2017  par Armando Chaguaceda  Alertar el colectivo de moderación a proposito de la publicación de este articulo. Imprimir el articulo
Comentarios
  • Ningun comentario

Advertencia


Comentarios moderados a priori

Los comentarios de este articulo estan moderados a priori : su contribución solo aparecera despues de haber sido validad por un(a) miembro del colectivo.

Introduce su comentario

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

www.indymedia.org
africa
Ambazonia Canarias estrecho / madiaq Kenya Nigeria South Africa
canada
London, Ontario Maritimes Montreal Ontario Ottawa Quebec Thunder Bay Vancouver Victoria Windsor
east asia
burma Jakarta Japan Korea Manila QC Saint-Petersburg
europe
Abruzzo Alacant Andorra Antwerpen Armenia Athens Austria Barcelona Belarus Belgium belgrade Bristol Brussels Bulgaria Calabria Croatia Cyprus emilia-romagna estrecho / madiaq Euskal Herria Galiza Germany grenoble Hungary Ireland Istanbul Italy La Plana Liege liguria Lille linksunten lombardia London Madrid Malta Marseille Nantes Napoli Netherlands Nice Northern England Norway Nottingham Oost-Vlaanderen Paris/Île-de-France Patras Piemonte Poland Portugal Roma Romania Russia Sardegna Scotland Sverige Switzerland Torun Toscana Toulouse Ukraine United Kingdom Valencia
latin america
Argentina Bolivia Chiapas Chile Chile Sur CMI Brasil CMI Sucre Colombia Ecuador Mexico Peru Puerto Rico Qollasuyu Rosario santiago Tijuana Uruguay Valparaiso Venezuela
oceania
Aotearoa Brisbane burma darwin Jakarta Manila Melbourne Perth QC Sydney
south asia
India Mumbai
united states
Arizona Arkansas Asheville Atlanta Austin Austin Indymedia Baltimore Big Muddy Binghamton Boston Buffalo Charlottesville Chicago Cleveland Colorado Columbus DC Hawaii Houston Hudson Mohawk Kansas City LA Madison Maine Miami Michigan Milwaukee Minneapolis/St. Paul New Hampshire New Jersey New Mexico New Orleans North Carolina North Texas NYC Oklahoma Philadelphia Pittsburgh Portland Richmond Rochester Rogue Valley Saint Louis San Diego San Francisco San Francisco Bay Area Santa Barbara Santa Cruz, CA Sarasota Seattle Tampa Bay Tennessee Urbana-Champaign Vermont Western Mass Worcester
west asia
Armenia Beirut Israel Palestine
process
FBI/Legal Updates Mailing Lists Process & IMC Docs Tech Volunteer
projects
Print Radio Satellite TV Video
regions
United States
topics
Biotech

copyleft Indymédia (Independent Média Center).Salvo el caso del cual un autor ha formulado un aviso contrario, los documentos del sitio son libres de derechos para la copia, la impresión, la edición, etc, para toda publicación sobre la red o sobre cualquier otro soporte, con la condición que esta utilización sea NO COMERCIAL. Indymedia Venezuela Centro no se hace responsable por las opiniones emitidas por colaboradores

RSS articulosRSS articulos |  Sitio realizado con spip 3.2.0 [23778]
Top