RSS articulos
Deutsch  | 
English  | 
Español  | 
Euskara  | 
Français  | 
COP 27 o Nada. publicado el 07/11/22 - Local
Desde el conuco: Otra vez los precios del café publicado el 03/11/22 - Local
Desde el conuco: Porqué los latigazos publicado el 26/10/22 - Local
Desde el conuco: A todo riesgo publicado el 26/10/22 - Local
Exposicion de Inside Out de San Blas en la UCV publicado el 18/10/22 - Local
EL GRAN SABINO publicado el 12/10/22 - Local
Reinvindicando nuestra animalidad publicado el 09/10/22 - Local
Desde la conuco: ESTA VIDA SENCILLA publicado el 03/10/22 - Local
Desde el conuco: EL MISMO REAL DE VELAS publicado el 26/09/22 - Local
Desde el conuco: OLORES Y SABORES IMBORRABLES publicado el 19/09/22 - Local
Desde el conuco: LOS DÍAS DE GUARDAR publicado el 15/09/22 - Local
Desde el conuco: EL ARTE de regar maíz publicado el 15/09/22 - Local
Desde el conuco: EL PAJARITO publicado el 22/08/22 - Local
Desde el conuco: UNA VISITA Y UNA BUENA CONVERSA publicado el 19/08/22 - Local
Desde el conuco: EL DÍA UNO DE AGOSTO publicado el 07/08/22 - Local
Desde el conuco: LA COSECHA publicado el 27/07/22 - Local
La Gente de Gira publicado el 23/07/22 - Local
Desde el conuco: MUNDO DE BOBOS publicado el 23/07/22 - Local
Desde el conuco: EL LENGUAJE DEL ATUENDO publicado el 22/07/22 - Local

1 | 2

Transiciones justas para América Latina y el mundo publicado el 02/11/22 - No Local
La escena punk parisina esta de luto publicado el 27/10/22 - No Local
La scène punk parisienne est en deuil publicado el 25/10/22 - No Local - 1 commentario
La respuesta de Putin publicado el 10/10/22 - No Local
La radicalidad del ecofeminismo publicado el 04/10/22 - No Local
El resurgimiento del nazismo en Europa. publicado el 30/09/22 - No Local
LA DICTADURA UNIVERSAL DE EEUU. publicado el 21/09/22 - No Local
MUNDO UNIPOLAR VS MUNDO MULTIPOLAR. publicado el 19/09/22 - No Local
La guerra de Ucrania resumida. publicado el 18/09/22 - No Local - 1 commentario
Se ha cruzado el Rubicon publicado el 14/09/22 - No Local
Argentina: Islas bajo fuego politico-empresarial! publicado el 19/08/22 - No Local
La Corte Suprema contra el clima publicado el 18/07/22 - No Local
Glosario de la Justicia Climática publicado el 12/07/22 - No Local
México Monterrey: Cooperativismo Autogestionario publicado el 05/07/22 - No Local
Libro (PDF): Vuelta a la Autonomìa publicado el 05/07/22 - No Local
Lo que nos dicen los tiroteos masivos en EE.UU. publicado el 07/06/22 - No Local
No queremos sus guerras, pero el militarismo es la base del sistema actual publicado el 25/02/22 - No Local - 1 commentario
Entrevista: Protestango publicado el 23/02/22 - No Local
Licencia, libertad y vacunación publicado el 30/12/21 - No Local
«Escritos libertarios» de Georges Brassens publicado el 20/10/21 - No Local
PÁREN YA LA MASACRE EN COLOMBIA! publicado el 04/05/21 - No Local

1 | 2

CARTA ABIERTA para Haiti publicado el 26/09/22 - Comunicados
Comunicado 2022 Salud Yukpa publicado el 13/09/22 - Comunicados
*#BrettziMateran* tiene SEIS DÍAS DESAPARECIDA. publicado el 25/08/22 - Comunicados - 1 commentario
Comunicado OEP en defensa de la isla La Tortuga publicado el 02/08/22 - Comunicados
Encuentros Antiautoritarios Descentralizados publicado el 24/05/22 - Comunicados - 1 commentario
7 años desaparecidos publicado el 28/02/22 - Comunicados
La FAI ante la escalada militar en Ucrania publicado el 22/02/22 - Comunicados
URGENTE: Corre peligro la vida de Rosa Mota publicado el 09/02/22 - Comunicados
Denuncia Publica a la Comunidad Nacional E Internacional publicado el 04/02/22 - Comunicados
Un llamado de un luchador a la clase obrera petrolera publicado el 17/01/22 - Comunicados
¡Libertad Para Igor Kuznetsov Y Sus Compañeros! publicado el 18/12/21 - Comunicados
7mo. FESTIVAL DE ARTES LIBRES LUNA LLENA publicado el 14/09/21 - Comunicados
LANZAMOS ESTA BOTELLA AL MAR publicado el 20/07/21 - Comunicados
El Estado reprime nuevamente la lucha anarcosindical publicado el 17/07/21 - Comunicados
No a la guerra en Palestina publicado el 23/05/21 - Comunicados
Manifiesto para el 1º de Mayo 2021 publicado el 15/04/21 - Comunicados

1 | 2

Lo que traen las arenas del sur del Orinoco publicado el 09/11/22 - En la web
Venezuela en tiempos de Cambio Climático publicado el 03/07/22 - En la web
Sentidos e imaginación en la ecología política ante el colapso civilizatorio publicado el 18/06/22 - En la web - 1 commentario
La estéril ilusión del cambio por arriba publicado el 15/06/22 - En la web
Ricardo Flores Magón, sembrador de insurrecciones publicado el 12/06/22 - En la web
Asi se dio por fin el ESA III publicado el 12/04/22 - En la web
La disputa sobre quièn nos alimenta publicado el 17/02/22 - En la web
II versión del curso de pedagogía anarquista. publicado el 15/02/22 - En la web
Acerca de las luchas proletarias en Argentina publicado el 16/01/22 - En la web
Repertorio por las Artes de circo en Venezuela publicado el 28/12/21 - En la web
El extractivismo amenaza a las montañas de Venezuela publicado el 13/12/21 - En la web
Lucha de clases y Anarquismo publicado el 09/12/21 - En la web
ENTRE OLIGARQUÍAS, ALGO LLAMADO EL PUEBLO CUBANO publicado el 29/09/21 - En la web
EL DESEMBARCO publicado el 23/07/21 - En la web
La Travesía por la Vida: ¿A QUÉ VAMOS? publicado el 23/07/21 - En la web
Remodelación del espacio La Libertaria publicado el 30/04/21 - En la web
Remodélation de l’espace La Libertaria publicado el 30/04/21 - En la web
Convocatoria Abierta: III Festival El Grito publicado el 07/03/21 - En la web

1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8

La irónica abundancia solar y eólica de una Venezuela a oscuras
publicado el 28/07/22 par Jeanfreddy Gutiérrez

Un estado con infraestructura de energía renovable pero con frecuentes apagones es un símbolo de la crisis eléctrica de Venezuela.

El presidente venezolano Nicolás Maduro en el parque eólico La Guajira en el estado Zulia en 2013. Foto: Ministerio de Comunicación de Venezuela.

A Maracaibo le dicen ‘la tierra del sol amada’. La ciudad petrolera por excelencia de Venezuela, epicentro de la principal fuente de ingresos del país, es popularmente conocida por su intensa incidencia solar y sus altas temperaturas.

Aún así, la capital del estado Zulia, en el extremo occidente del país y fronterizo con el norte de Colombia, vive en las penumbras. Sus dos millones de habitantes suelen estar sometidos a extenuantes jornadas sin electricidad, que van de cuatro horas a varios días, sin la posibilidad de usar aires acondicionados, comunicarse o preservar alimentos perecederos.

Esto ocurre a pesar de que en 1888 Maracaibo se convirtió en la primera ciudad venezolana en tener electricidad y la segunda en América Latina después de Buenos Aires y hoy está rodeada de una docena de termoeléctricas, además de cientos de pozos petroleros y varias minas de carbón. Cuenta también con una planta solar y un parque eólico sin operar al norte, en la región de La Guajira, evidencia de la paradoja de que tener infraestructura de energías renovables no necesariamente significa tener electricidad en una Venezuela inmersa desde hace años en una crisis política, económica, humanitaria y, ahora, por la pandemia.
24% de las fallas de energía de Venezuela entre abril y septiembre ocurrieron en el Zulia

Durante los seis meses de pandemia -entre abril y septiembre- 20 mil de las 84 mil fallas eléctricas registradas en el país se dieron en el Zulia, de acuerdo al conteo realizado por el Comité de Afectados por los Apagones, una ONG que monitorea los impactos de la crisis eléctrica sobre la población.

A sus 70 años Nirida Sánchez vive intranquila. A esta docente que se niega a jubilarse, los apagones le dañaron la lavadora y el microondas en su casa de Machiques de Perijá, una ciudad vecina a Maracaibo. “Soy una esclava, porque a cualquier hora que viene un bajón debo salir corriendo a apagar todo para que no se me estropee otro aparato, esto es una desasosiego”. Para esta jubilada, la peor parte es que el servicio eléctrico es suspendido a diario de 6 de la tarde a 9 de la noche, más las fallas imprevistas.

Sembrando luz

De acuerdo al mapa solar y eólico del Atlas Global de Energía Renovable (IRENA), en Venezuela hay un gran potencial para la generación de energía limpia.

La razón son las altas velocidades de los vientos: entre 8 y 9 metros por segundo en muchas zonas del oriente, centro-norte, sur y occidente del país. A éstas se suma un potencial solar promedio de 236 watts/m2 en todo el país, un buen número si se considera que ese mismo mapa registra 276 W/m2 para el desierto de Atacama en Chile, la zona con mayor potencial de energía solar en todo el continente.

Este potencial de energías renovables abarca toda la geografía venezolana: desde la Isla de Margarita y la Península de Paria en el extremo oriente, pasando por el densamente poblado centro-norte y llegando incluso a zonas de la cordillera de los Andes y el sur. Pero los más altos registros están en los estados más nor-occidentales, como Zulia y Falcón.

Con esta base el gobierno del ex presidente Hugo Chávez diseñó el programa estatal Sembrando Luz, iniciando la instalación de microrredes de sistemas híbridos eólicos-solares, con respaldos en gasoil y baterías para emergencias, para atender a miles de comunidades rurales alejadas.

El nombre del programa proviene de la mítica frase “sembrar el petróleo” con la que el escritor Arturo Uslar Pietri -integrante de la generación del ‘boom latinoamericano’ que dio a García Márquez, Cortázar y Vargas Llosa- llamaba a invertir los novedosos ingresos petroleros en diversificar la economía venezolana y evitar los vicios del rentismo. Para lograrlo, Chávez encargó a la Fundación para el Desarrollo del Servicio Eléctrico (Fundelec).

El programa, sin embargo, terminó completamente abandonado a raíz de la caída de los precios del petróleo, primero en 2008 y luego en 2014, según la investigación histórica “Renta petrolera y electrificación en Venezuela: Análisis histórico y transición hacia la sostenibilidad”, realizada por ingenieros de la Universidad del Zulia y publicada en 2017.

Su texto académico revela que entre 2005 y 2009, el programa instaló 850 sistemas fotovoltaicos de 1.200 y 3.840 vatios en escuelas, puestos de salud, centros comunitarios con acceso a Internet y puestos fronterizos ubicados en medio millar de comunidades aisladas, indígenas y criollas (comunidades no indígenas en áreas indígenas). Asimismo, el gobierno instaló paneles de 30 y 60 vatios en unas 1.899 viviendas, así como 294 potabilizadoras, bombas y desalinizadoras de agua.

Con los sistemas híbridos hubo logros más escasos. Sólo se instalaron 18, cada uno con capacidad para alimentar entre 10 y 40 viviendas, para un total de 300. La mitad está en comunidades indígenas wayúu de la desértica península de La Guajira, cuatro en la península de Paraguaná, dos en el andino estado de Mérida y tres en el estado de Sucre, coincidiendo con el mapa de incidencia solar.

Así, en teoría, el programa atendió a 202.000 personas que figuraban entre la población no electrificada, repartidas en 932 comunidades.

Sembrando Luz aceleró su paso, instalando dos mil sistemas fotovoltaicos entre 2009 y 2011 en todo el país. Luego inició su declive: los dos años siguientes apenas reportó 200 sistemas y finalmente sólo 50 en 2013.

Se apagó la cosecha

El programa Sembrando Luz también inició la construcción de dos parques eólicos con una capacidad inicial de 25 MW y 75 MW en Paraguaná y La Guajira respectivamente. Luego se anunció que podrían generar 100 MW y 500 MW.

“El Parque Eólico de Paraguaná será el primero que inauguremos el próximo año”, prometió Chávez en noviembre de 2006. Como también sucedió con hidroeléctricas, represas y termoeléctricas, gobernadores, alcaldes y ministros anunciaban nuevas fecha de inauguración que no se materializaban. Cuatro años después, Petróleos de Venezuela anunció que iniciaba la construcción de las bases para los 24 aerogeneradores.

En esta sucesión de fechas de culminación, a la que sumaron cifras contradictorias sobre la capacidad instalada o el número de aerogeneradores, se agregó un cambio en el contratista del parque, según reportó El Estímulo. De la empresa española Gamesa inicialmente contratada pasó a la argentina Impsa, también encargada del parque eólico La Guajira y hoy extinta tras declararse en quiebra por falta de pagos desde Venezuela.

En 2013 el ministro Jesse Chacón, quien prometió resolver los problemas eléctricos más urgentes en 100 días, ilusionó al país con lo que llamó “el Guri eólico”. La promesa era equiparar lo generado por la principal fuente de electricidad del país, la Hidroeléctrica del Guri, responsable del 60% de la oferta eléctrica nacional, con aerogeneradores en el mar que generarían 10 mil MW.

Ese año, Venezuela registró su pico de demanda eléctrica con 18.696 MW. La promesa era, al mismo tiempo, que el viento resolvería todos los problemas de apagones, que desde 2010 afectaban al país.

Con la caída del precio del petróleo y el inicio de la recesión económica que ya cumple seis años, la demanda eléctrica fue cayendo hasta los 10.948 MW en 2019, según la Asociación Venezolana de Ingenieros Eléctricos y Mecánicos (Aviem).
85% del suministro eléctrico de Venezuela proviene de la represa de Guri

Esa reducción del 41% no logró -como contó Diálogo Chino en este reportaje- ser cubierta a pesar de la ayuda de China, debido al incumplimiento en levantar decenas de termoeléctricas por la “emergencia eléctrica” en las zonas más alejadas de la represa de Guri, hoy responsable del 85% de la oferta.

Cifras del Ministerio de Energía Eléctrica para finales de 2014 reportaban una capacidad instalada de generación de 30.467 MW, de los cuales 14.879 MW son hidráulicos, 15.477 MW térmicos y 50,20 MW eólicos, así como 3.388 sistemas de energía solar, ocho térmicas aisladas y seis microcentrales hidroeléctricas, para un total de 60,82 MW instalados.

Pero la realidad mostraba una foto distinta. Ese mismo año el diputado opositor Julio Montoya visitó el Parque Eólico Paraguaná y mostró que casi ningún aerogenerador funcionaba. El blog La Quigua también publicó evidencia de la paralización del parque. Los apagones alrededor de la instalación confirmaban la falta de generación eléctrica.

La última vez que el gobierno de Nicolás Maduro dijo algo sobre este parque eólico fue a mediados de 2019, cuando reveló que estaba “recuperando” el funcionamiento de 14 de los 30 aerogeneradores, sin aportar mayor detalle sobre las fallas, el porqué dejó de funcionar o los robos reportados en la zona.

Además de esto, dos proyectos solares a base de paneles comprados a China descansan abandonados sin producir electricidad.

Uno de ellos está ubicado en Gran Roque, la isla más grande del Parque Nacional Archipiélago de Los Roques, en el Caribe venezolano. El proveedor tecnológico fue la empresa china Yingli Green Energy, que anunció que los 4.400 paneles solares podrían generar 1.1 MW y abastecer a 400 viviendas.

Pero el proyecto terminado a mediados de 2015 está inoperativo, mientras la instalación a cargo de la desconocida firma local Consorcio Energías Limpias Alternativas Venezolanas (Celav) y la compra de equipos medio de la empresa española Vico Export Solar Energy ha sido cuestionada por el Observatorio de Ecología Política de Venezuela.

Irónicamente, Venezuela posee una fábrica de paneles solares y pequeños aerogeneradores llamada Unidad de Energía Renovables Venezuela (o Unerven) desde 2013. Levantada en Paraguaná, en las cercanías del parque eólico abandonado, recibió una visita en 2018 de Héctor Herrera Jiménez, entonces director general de salud de PDVSA, quien falleció por covid-19 en septiembre.

Los Roques Solar Venezuela
Vista de Google Earth del proyecto solar abandonado en la isla de Gran Roque, en el Parque Nacional Archipiélago de Los Roques.

Lo que el viento se llevó

El Parque Eólico La Guajira auguraba mejores resultados. El proyecto adscrito a la Corporación Eléctrica Nacional, en lugar de la petrolera estatal PDVSA, logró transmitir su primer megavatio en 2012 gracias a que también se construyó la subestación y las líneas de transmisión, algo que no se hizo en Paraguaná.

Maduro incluso lo inauguró formalmente en abril de 2013, aunque documentos internos de Corpoelec publicados en una investigación del diario Versión Final revelaron que la instalación tenía fallas diversas, que nunca generó más de 1,3 MW y que sólo funcionaba uno de 12 aerogeneradores. Los funcionarios del Ministerio de Energía Eléctrica dejaron constancia de las fallas encontradas al probar las máquinas instaladas y advertían que debían paralizarse porque se encontraban en mal estado.

Las advertencias fueron ignoradas y el parque eventualmente dejó de funcionar. En 2018 el entonces ministro Luis Motta Domínguez, hoy buscado por la justicia estadounidense por sobornos relacionados a la compra de equipos eléctricos, admitió que “el parque fue completamente desvalijado” y aseguró que cuatro de aerogeneradores se podían recuperar. Al año siguiente, tres de ellos habían sido robados a pesar de la vigilancia militar.

“Sembrando Luz me pareció un proyecto que me pareció vanguardista, muy interesante, único en Latinoamérica”, dijo a Diálogo Chino el investigador Alejandro López-González, co-autor de la investigación sobre la cronología de las energías renovables en el país a partir de 1958 y quien trabajó en el Ministerio de Energía Eléctrica entre 2011 y 2016.

Ahora como académico de la Universidad Politécnica de Cataluña, donde está estudiando un doctorado en energías renovables, ha publicado nueve artículos arbitrados sobre el abandono de estos promisorios proyectos solares, mientras inicia ahora el estudio del fracaso de los parques eólicos. Para López-González, además de los problemas de corrupción, mala gestión, escasez de recursos financieros y planificación, el abandono de estos programas obedece a un temor por la sustitución o declive de la industria petrolera.

Es justo lo contrario, dice López-González, quien recuerda que cuando se inauguró la Hidroeléctrica de Guri fue para ahorrar millones de litros de combustibles líquidos que podrían entonces ir a la exportación. Argumenta que aprovechar el costo de oportunidad por dejar de consumir diésel y gas natural para generar electricidad permitiría cubrir los costos de inversión de producir 40% de la demanda de energía en Venezuela por medio del sol y el viento en tan sólo cuatro años.

Las estimaciones del Instituto Científico Miranda, una organización estatal venezolana con sede en Hungría que promovía la compra de miles de paneles solares de tecnología china pero de fabricación húngara, parecen darle la razón. En su página web, los investigadores venezolanos radicados en Budapest estimaron que si se dejan de consumir los 2.513 millones de litros de diésel, 9.832 millones de metros cúbicos de gas natural y 840 millones de litros de fuel oil que Corpoelec dijo que se usaban en 2017 en las distintas termoeléctricas, se podría ahorrar en total 3.384 millones de dólares al año.

Esa cifra equivaldría al 11% de todas las exportaciones petroleras declaradas en 2018 por el Banco Central de Venezuela, en una economía en la que los combustibles aportan el 96% del presupuesto.

Esta es la situación que ha llevado a que a pesar de vivir bajo un sol radiante, contar con recursos naturales abundantes e incluso haber exportado electricidad a Colombia y Brasil en el pasado, Zulia está en las penumbras.


publicado el 28 de julio de 2022  par Jeanfreddy Gutiérrez  Alertar el colectivo de moderación a proposito de la publicación de este articulo. Imprimir el articulo
Lista de los documentos ligados à la contribución
nicolas-maduro-e(...).jpg

Comentarios
  • Ningun comentario

Advertencia


Comentarios moderados a priori

Los comentarios de este articulo estan moderados a priori : su contribución solo aparecera despues de haber sido validad por un(a) miembro del colectivo.

Introduce su comentario

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

www.indymedia.org
africa
Ambazonia Canarias estrecho / madiaq Kenya Nigeria South Africa
canada
London, Ontario Maritimes Montreal Ontario Ottawa Quebec Thunder Bay Vancouver Victoria Windsor
east asia
burma Jakarta Japan Korea Manila QC Saint-Petersburg
europe
Abruzzo Alacant Andorra Antwerpen Armenia Athens Austria Barcelona Belarus Belgium belgrade Bristol Brussels Bulgaria Calabria Croatia Cyprus emilia-romagna estrecho / madiaq Euskal Herria Galiza Germany grenoble Hungary Ireland Istanbul Italy La Plana Liege liguria Lille linksunten lombardia London Madrid Malta Marseille Nantes Napoli Netherlands Nice Northern England Norway Nottingham Oost-Vlaanderen Paris/Île-de-France Patras Piemonte Poland Portugal Roma Romania Russia Sardegna Scotland Sverige Switzerland Torun Toscana Toulouse Ukraine United Kingdom Valencia
latin america
Argentina Bolivia Chiapas Chile Chile Sur CMI Brasil CMI Sucre Colombia Ecuador Mexico Peru Puerto Rico Qollasuyu Rosario santiago Tijuana Uruguay Valparaiso Venezuela
oceania
Aotearoa Brisbane burma darwin Jakarta Manila Melbourne Perth QC Sydney
south asia
India Mumbai
united states
Arizona Arkansas Asheville Atlanta Austin Austin Indymedia Baltimore Big Muddy Binghamton Boston Buffalo Charlottesville Chicago Cleveland Colorado Columbus DC Hawaii Houston Hudson Mohawk Kansas City LA Madison Maine Miami Michigan Milwaukee Minneapolis/St. Paul New Hampshire New Jersey New Mexico New Orleans North Carolina North Texas NYC Oklahoma Philadelphia Pittsburgh Portland Richmond Rochester Rogue Valley Saint Louis San Diego San Francisco San Francisco Bay Area Santa Barbara Santa Cruz, CA Sarasota Seattle Tampa Bay Tennessee Urbana-Champaign Vermont Western Mass Worcester
west asia
Armenia Beirut Israel Palestine
process
FBI/Legal Updates Mailing Lists Process & IMC Docs Tech Volunteer
projects
Print Radio Satellite TV Video
regions
United States
topics
Biotech

copyleft Indymédia (Independent Média Center).Salvo el caso del cual un autor ha formulado un aviso contrario, los documentos del sitio son libres de derechos para la copia, la impresión, la edición, etc, para toda publicación sobre la red o sobre cualquier otro soporte, con la condición que esta utilización sea NO COMERCIAL. Indymedia Venezuela Centro no se hace responsable por las opiniones emitidas por colaboradores

RSS articulosRSS articulos |  Sitio realizado con spip 3.2.11
Top